Reprocha caravana de damnificados; silencio cómplice con sus porristas  

El presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, recibió este lunes a la caravana de damnificados por el huracán Otis, en Acapulco, con un reproche:

“Hay mucho oportunismo, mucha politiquería”. En el grupo de aproximadamente 300 personas vienen militantes de “partidos políticos que están contra nosotros”.

Sin embargo, ante las inexplicables porras que la gobernadora de Guerrero, Evelyn Salgado, apenas unas horas después de la catástrofe, guardó silencio.

“No estoy inventando ningún falso. Está el señor Naranjo del PRD, y otros simpatizantes de la señora Xóchitl Gálvez, pero están en su derecho. Nosotros sí estamos haciendo nuestro trabajo y no faltarán recursos”, prometió.

En el grupo, donde efectivamente participan políticos de oposición y demanda, entre otras cosas, recursos etiquetados para Acapulco, en el Presupuesto de Egresos del 2024.

Expresaron desde su creación que los 61 mil millones de pesos anunciados por el Presidente, son insuficientes y debe incluirse un fondo especial para el puerto.

“No es suficiente, ni justo y mucho menos real”, aseguraron los manifestantes quienes opinaron que se deben invertir más de 300 mil millones de pesos como se hizo para reconstruir Cancún tras el paso del huracán Wilma.

Jesús Evodio Velázquez Aguirre, exalcalde perredista de Acapulco, expresó que “Todos nos preguntamos porque a Acapulco le están dando un trato tan indigno e injusto cuando somos el principal destino turístico del mundo”.

 

 

You may also like...